Doctor Who en el vídeo del mes.

Cada mes habrá en la barrita de la derecha algo llamado "El vídeo del mes". Les explicó un poco de qué va. César me ha hecho ver que soy una fánatica del internet, pero ahora que estoy a punto de comenzar una nueva etapa de mi vida creo que ha llegado el momento de tomar mis fanatismos y convertirlo en algo más útil (aunque sea para mí) sin quitarle lo divertido. Youtube es de mis sitios favoritos, pues se puede encontrar con un sin fin de posibilidades para divertirse o aprender, todo por medio del formato audiovisual. El vídeo del mes estará ahí expuesto para que ustedes, mis lectores y los posibles visitantes puedan verlos. Cuando esté a punto de terminar el mes les pondré la razón por la que elegí a ese clip. 

En enero puse un fragmento del capítulo The Rings of Akhaten de la serie británica Doctor Who, que el año pasado cumplió cincuenta años de vida. Aunque se interrumpió su producción unos años, en 2005 volvió al aire, con la idea de iniciar una nueva época. Así, Christopher Eccleston, David Tennant y Math Smith han cautivado a viejos y nuevos fans de la serie. La premisa de Doctor Who es muy sencilla: un alienígena con una máquina que viaja por el tiempo y el espacio viviendo un sin fin de aventuras.

Creo que la mayor virtud de Doctor Who viene de la capacidad de generar sentimientos muy humanos con asuntos muy sencillos. Además, han logrado que sus espectadores se encariñen con cada uno de los actores que han interpretado al Doctor (sucede que cuando el cuerpo del Doctor se acerca a la muerte, este se regenera cobrando una nueva apariencia —lo que permite a la producción intercambiar al actor—). Pero volviendo algo que he mencionado anteriormente, la gran virtud es hacer de un personaje de ficción un gran ser humano. El Doctor tiene debilidades y errores, como todos, puede ser intransigente, irascible, pero también puede ser compasivo, amoroso y sobre todo... protector. En un mundo azotado por miles de amenazas (muerte, guerra, malos gobiernos, o incluso problemas individuales) la esperanza de que alguien puede ayudar a salvarnos es reconfortante.

Llevo una temporada viendo episodios de cada uno de las encarnaciones de los nuevos doctores, y creo que mi favorito es Matt Smith, siento que es el que más ha dotado de "realismo" al Doctor y es más fácil engancharse emocionalmente con él. Su Doctor es como un niño que busca redescubrir todo, olvidarse un poco del dolor del pasado y tratar de dar uno nuevo sentido a sus viajes. Las relaciones que ha establecido con sus compañeras —Amy y Clara— son muy fuertes. Amy es de mis favoritas, pero eso ya será tema de otro post. Escogí como vídeo del mes The Rings of the Akhaten porque es el ejemplo perfecto para mí de lo que es la era Smith dentro de Doctor Who: mucha diversión pero mucho llanto y redescubrir el universo, y de reencontrarse con uno mismo, como que hay mucha introspección en lo que te hace ser.

Aquí, el Doctor se enfrenta a un "ancient god" que se alimenta de los recuerdos, las historias —que al final son el alma— de las personas. Así que hay un elegido que es preparado para cantar una canción que mantiene al dios dormido, y que consecuentemente se alimentará de él. El Doctor entra a escena a salvar a la pequeña niña que será devorada, ofreciéndose él mismo como alimento. Y ciertamente, el Doctor tiene mucho que contar. Y es aquí, donde Matt entrega una fabulosa actuación, acompañada de un discurso lloriqueable, pues hace énfasis en lo difícil que debe es ser un Timerlord. Cuando habla de todo lo que perdió uno piensa en Gallifrey, en Rose Tyler, Martha Jone, Donna Noble, y sobre todo en Amy Pond, cada una compañera y cicatriz en la vida del Doctor. Además, creo que el escritor de ese episodio logró reunir en menos de un minuto todo lo que significa Doctor Who, y eso es un gran logro.

El episodio es especial para mí, pues con él me enamoré de Doctor Who. Aunque ciertamente he visto capítulos salteados del noveno, décimo y onceavo doctor, he encontrado varias virtudes en cada una de sus etapas. Me emocioné mucho con el especial por el 50 aniversario, y aunque el especial de navidad no fue tan emocionante como se esperaba, lloré mucho (demasiado) con la despedida de Matt Smith.

Hay otro fragmento del capítulo que me gustó mucho, y es cuando el Doctor trata de convencer a Merry de que no tiene caso que se malgaste su vida con un sacrificio. Y como no encontré clip, acá dejo el extracto escrito:


The Doctor: Hey. Do you mind if I tell you a story? One you might not have heard. All the elements in your body were forged many many millions of years ago in the heart of a faraway star that exploded and died. That explosion scattered those elements across the desolations of deep space. After so, so many millions of years, these elements came together to form new stars and new planets. And on and on it went. The elements came together and burst apart, forming shoes and ships and sealing wax and cabbages and kings. Until, eventually, they came together to make you. You are unique in the universe. There is only one Merry Galel. And there will never be another. Getting rid of that existence isn't a sacrifice, it's a waste!
Merry: So... if I don't, then everyone else...

The Doctor: Will be fine.
Merry: How?

The Doctor: There's always a way.
Merry: You promise?

The Doctor: Cross my hearts. 

Y bueno, que sirva todo este choro para que, si no la han visto, se animen a darle un vistazo a esta hermosa serie.


Comentarios

Entradas populares