El recuento de los retos I: Los libros 2012




Escoger diez libros es difícil y hay tantos criterios. Supongo que elegiré así, simplemente los diez que más me hayan gustado. Aunque el orden no implique precisamente una valoración cuantitativa sino que fue ese en el orden en que los fui leyendo. Al final de este post, les comparto mi lista completa de libros por si les interesa alguno como recomendación. Trataré de escribir en el apartadito de cada libro una pequeña nota de porque fueron los diez del año. Soy muy tonta para estas cosas, así que disculpen ustedes si de repente me voy por las ramas.

  • Salón de Belleza de Mario Bellatin. Sin duda, Mario Bellatin es uno de los autores más conocidos en el actual panorama literario, además de incursionar en distintas artes de formas muy acertadas. Siempre he tenido cierto cuidado en escoger mis lecturas de narradores contemporáneos, es más fácil que me acerque a autores ya muertos, o clásico, pero con Bellatin me ganó la curiosidad y fue un muy buen descubrimiento. Lo que me gusta de este libro, es como se logra escribir sobre la belleza, pero no la gloriosa, o la cursi, sino más bien una belleza atemorizante que nace de lo terrible, de lo sublime. Un narrador sin nombre que adecua un salón de belleza en un lugar para ir a morir, pero no cualquiera, sino homosexuales carcomidos ya por la enfermedad. No van ahí a curarse, van a bien morir y el protagonista se entrega por completo a esa tarea. No hay lugar para la compasión o los lamentos, ni la salvación. Se recibe a la muerte con dignidad y purificación. De todo lo que he leído hasta ahora de Bellatin, que en realidad es muy poco, este relato largo es mi preferido, justo, por la sutileza con que muestra su grandiosidad como pieza narrativa y literaria.
  • Teleny, atribuido a Oscar Wilde. Uno de los escritores que cambió mi vida, y mi concepción de la vida, del arte, fue justo Oscar Wilde. Cuando leí, entre mis clases del Conalep, El retrato de Dorian Gray, quede completamente asombrada por lo que la literatura podía causar en mi. La homosexualidad de Wilde es bien conocida y hay destellos de ello en su obra, y esta obra sería, si fue el quien la escribio integramente (también se sostiene que fue una obra escrita a varias manos), la obra explicítamente homoerótica de Wilde. Es realmente una belleza, tan rimbombante y voluptuosa, llena de sensualidad, no sólo por las escenas sexuales, sino por el verdadero arte con que Wilde los crea, enriqueciendose de la bendita mitología griega. Hay una escena sumamente embelesada en donde se sirve del mito de Leda para provocar con sus acertadas descripciones, efectos físicos en el lector (o al menos en esta lectora), está lleno del candor, y la sensualidad extrema con que uno vive , no el primer amor, sino el primera pasión adolescente. Es realmente disfrutable. Uno de los grandes favoritos del 2012 para mí.
  • Demonia, Bernardo Esquinca. El terror está de moda, pero creo que un terror pervertido por las formulas comerciales que nos venden historias de adolescentes enamorándose de estereotipos del imaginario gótico. Películas, series, libros, mermando este género. Demonia, sin embargo, es una buena opción dentro de este boom, porque el autor logró hacer una buena amalgama de elementos siniestros para entregarnos relatos bien armados y llenos de mexicaneidad sin volverse folklórico. Mezcla muy bien el terror europeo, las maldiciones caribeñas, la locura (no cualquiera sino la defeña, fantasma de ese gran monumento que fue La Castañeda), la oralidad, el crímen  y la nota roja. Tiene mucho de cinematográfico y de repente me recordaba a esas excelentes películas que Carlos Enrique Taboada hizo en los ochenta. Un verdadero respiro para está mala racha para el arte de terror, y una gran opción para los que gustamos mucho de este género.
  • La campana de cristal, Sylvia Plath. Sylvia, lovely, Silvya. Este libro me lo prestó mi amigo Lucio, y nunca pensé que me llegará a toca tanto como lo hizo. El año pasado ya había pasado por una experiencia parecida con otro libro, que igual se situa en ese momento de la adolescencia en donde uno debe decidir que camino tomar, y todo, en realidad parece estar quebrado. Es más, pienso, que si hubiera un universo en el que los personajes me gustaría imaginar que Holden y Esther podrían ser amigos. Además, cómo no identificarse con Esther, la joven con aspiraciones escriturales pero con un carácter frágil. Y si uno ve fotografías de Sylvia piensa en Esther, y uno se enamora, pero también sufre, porque, quizás, la campa arriba de nuestras cabezas, a comenzado a sonar.
  • Apuntes sobre literatura barata, Jorge Flores Oliver. Gracias a este libro, Tierra Adentro se ganó mi corazón. Y es que cuando uno es fan o está muy cerca del cómic, el manga, anime y la nocvela gráfica, y además se dedica a la literatura lo ven a uno como bicho raro. Como si por dedicarse a esto nos obligara a enseriarnos y encontrar el arte sólo en lo alto, en lo "muy popis". A veces está visión tan cerrada le hace a creer a esos "mamoncillos intelectuales" que lo complejo sólo se puede hallar en una película de Antonioni o de Godard, o leyendo a Joyce o a Dostoyevsky, pero en la novela gráfica y en el manga hay mucho de donde rascar. El ensayo es ameno, muy bien referenciado y fluye muy pero muy bien. Además de poner en su lugar a todo pretencioso que justo llama a todo este género ilustrado: literatura barata. 
  • El gato, Juan García Ponce / La noche, Juan García Ponce. Antes tenía dos autores que consideraba como mis "ídolos" literarios, si se les puede llamar de esa forma, porque al leerlos me había incitado a escribir y a leer más y más. Es decir, los que me orrillaron a entregarme a la literatura. En ese momento eran Oscar Wilde y Horacio Quiroga. Este año se sumó un tercero y es el yucateco Juan García Ponce. Es bien irónico, porque en Marzo visité la ciudad en la que nació sin la plena conciencia de que se convertiría en uno de mis escritores favoritos. Leí mucho a García Ponce el año pasado y con cada novela que leía, me exigía más atención, y al mismo tiempo me seducía cada vez más. Es un hombre, un autor que se entregó por completo a la literatura, de una forma verdadera y sin límite. Explora el erotismo, no sólo como un elemento sensacionalista o llamativo sino como una herramienta para descubrirse a sí mismo, como un transmisor de ideas y conceptos de vida y estéticos. El amor, no es esa melcocha cursilona o esa nueva absurda necesidad de volverlo todo sucio, o crudo, como si se tratará de una mala película pornográfica. El amor, es una forma de explorarse a sí mismo, sin ningún tipo de miedo a transgredir nada. Formalmente, la maestría de Ponce, radica en poder pintar a través del lenguaje. Esas descripciones largas, y sumamente recargadas en las que la narración se detiene —y que al principío fueron mi calvario— combinadas con flujo de pensamiento y de exposición de ideas de los personajes y de un narrador a veces alejado de los personajes pero siempre activo, le otorgan una dimensión diferente a las narraciones de Ponce. La mirada del lector, del narrador, escrudriñando, siempre, la parte más oscura de las relaciones personales. Nadie como Ponce para escribir sobre la pasión.
  •  Crócknicas marcianas, Joselo Rangel. Sí, uno de los motivos para adquirir este libro fue que soy muy fan de Café Tacvba, y cuando un amigo me ofreció traerlo de la FIL de Guadalajara no dude en aceptar que me lo trajera. Joselo es un asiduo lector de ciencia ficción y por lo que dice la introducción de este libro, escrita por BEF, es también escritor. Digo, no de en balde tiene una columna en Excelsior desde hace varios años, y es justo de lo que se trata este libro, la reunión de varias de esas columnas. Lo bueno del libro, es que no sólo es una exposición de la música que le gusta a Joselo, ni de sus aventuras con Café Tacvba, sino que se salta a la literatura,al cine, a las reflexiones banales y "serias" de una forma tan fresca y auténtica que no lograr causar más que simparía, o más bien empatía. Me divertí mucho leyendo este libro y logro que sobreviviera a un ataque de ansiedad. 
  • Astrolabio / Naranja Verde, Alfonso D'Aquino. No me pregunten la razón, porque con libros de poesía me es muy difícil, todavía, decir razones concretas por las cuales me gustan. Quizás, como sucede con el cine o la música, en lo que la poesía se refiere, mi proceso de apreciación es aún muy verde e intuitivo, en el sentido de que he leído muy poco. Simplemente, algo me dice: esto me gusta. Supongo que es instinto literario (¡hey! no en balde van en mis hombros tres años estudiando académicamente la literatura.) En los dos libros se nota un trabajo poético impresionante, certero y bien dirigido. Quizás, en Astrolabio todo es más cerrado, como más... escondido que en Naranja Verde. Sin embargo, los elementos característicos del poeta, están en uno y en otro, un imaginario verdoso-azul que siempre viene y va entre el bosque y el espacio tipográfico en el papel.
  • Canek, Ermilo Abreu.Canek es uno de mis libros de infancia. Lo tengo en dos ediciones, pero una de ellas es la consentida: un volúmen de literatura indígena moderna, que está acompañada de leyendas, principalmente de la zona penínsular del sur, y de textos rescatados por Andrés Henestrosa. Es una lectura a la que vuelvo constantemente, porque está cargada de esa poesía especial, casi mistíca y mágica de los pueblos origen. Guy es un encanto de personaje, que me hace llorar cada vez que vuelve a cobrar vida en mis ojos através de las páginas. 
  • Nostalgia de la muerte, Xavier Villaurrutia. ¿Dónde estuvo este libro que hasta ahora llego a mí? Uno de los propósitos que hice desde el año pasado fue leer más poesía, para quitarme esa torpe idea de que es difícil, de que sólo ciertas personas pueden leerla. No sé quien me metió eso en la cabeza, pero llego el momento de sacudirlo. Nostalgia de la muerte (que consté que no he leído muchos libros de poesía) es un gran hallazgo. Y no sé que puedo decir, porque no tengo referencias de dónde asirme, sólo que intuitivamente reconozco la magnificencia del libro, de sus juegos retóricos, de la evocación del silencio y al mismo tiempo del grito contenidos en este libro, lo oscuro, la noche, de nuevo, lo sublime. Gran libro y fue una muy buena manera de cerrar el año.
Afortunadamente leí muy buenos libros durante el 2012, y aunque algunos no me "fascinaron"tanto tampoco es que sean malos o no los recomiende, simplemente, mi gusto literario no va por ahí. Aunque luego pasa que lees un libro y como qué no se queda en ti, pero luego lo vuelves a leer y ¡paf!, logra hacer resonancia. Ya veremos. Mientras, la lista completa:

1.- Ocho para escoger - Compilación de Citlali Ferrer 
2.- Trilce -  César Vallejo 
3.- Salón de Belleza - Mario Bellatin 
4.-Efecto Invernadero - Mario Bellatin 
5:- La tregua - Mario Benedetti 
6.- Confesiones de una máscara - Yukio Mishima
7.- Séptico - Luis Vicente de Aguinaga
8.- Crónica de una muerte anunciada - Gabriel García Márquez. 
9.-  Boquitas pintadas Manuel Puig
10.- Viaje a la Habana - Reinaldo Arenas
11.- El monje Mathew Lewis
12.-  El duelo - Joseph Conrad
13.- Jacques, el fatalista - Diderot
14.- Telar- Rafael Ríos
15.- La materia del deseo -Edmundo Paz Soldán
16.- Seis flores inmundas - Ana Martínez Casas
17.- Antes que anochezca - Reinaldo Arenas
18.- ¿Te gusta el latex, cielo?-Nadia Villafuerte
19.- La melancólica muerte del chico ostra - Tim Burton
20.- Teleny - Atribuido a Oscar Wilde
21.- Llamadas de Ámsterdam - Juan Villoro
22.- Poesía eres tú - Francisco Hinojosa
23.- El enmascarado de lata- Vivian Mansour
24.- La peor señora del mundo - Francisco Hinojosa
26.- El hombre sin cabeza- Sergio González Rodríguez
27.-  Astrolabio- Alfonso D'Aquino
28.- La risa de los cocodrilos - Maria Baranda
29.- La campana de cristal - Sylvia Plath
30.-¿Te veré en el desayuno? - Guillermo Fadanelli.
31.- La noche- Juan García Ponce
32.- Banquete- Platón
33.- Flores cerebrales - Jhonnatan Curiel
34.- DSHBRMNT Emmanuel Vizcaya
35.- México y otros infiernos -Malcolm Lowry
36.- Después de la cita y otros cuentos- Juan García Ponce
37.- Imagen Primera- Juan García Ponce
38.- El silencio del bosque - Ángel Cuevas
39.-Apuntes sobre literatura barata- Jorge Flores Oliver
40.- Estos pequeños monstruos- Efraím Blanco
41.piedra no piedra - Alfonso D'Aquino
42.-Imbéciles Anónimos-José Mariano Leyva
43.-Basilisco- Alfonso D'Aquino
44.- Novelas breves- Juan García Ponce
45.- Canek- Ermilo Abreu
46.- Al pie de la letra - Rosario Castellanos
47.-Breve Insecto- Varios Autores
48.-La casa en la playa- Juan García Ponce
49.-Joni Moon y otras alteraciones del psicosoma- Iliana Vargas
50.-Uniones- Robert Musil
51.- Café Nostalgia- Zoé Valdés
52.- La jornada de la mona y el paciente- Mario Bellatin
53.- Temporada de caza para el león negro- Tryno Maldonado
54.- Literatura indígena moderna- Varios autores
55.- Crócknicas Marcianas - Joselo Rangel
56.- Bifurcaciones- Víctor Villela
57.- Bestiario - Juan José Arreola 
58.- Catnip - Xitlali Rodríguez Mendoza
59.- Naranja verde - Alfonso D'Aquino
60.- Cabalgata en duermevela-Édgar Omar Avilés
61.- La isla de los inmortales - Anónimo
62.- Veinte poemas para leerse en el tranvía-Oliverio Girondo
63.-Escalas- Elsa Cross
64.- Nostalgia de la muerte- Xavier Villaurrutia






Comentarios

Entradas populares