miércoles, 30 de mayo de 2012

Sin título I


Para  CAH

Son, estos, mis labios
la presencia
categórica
de tu
pelo.
                 Con él me acaricias
                 me adormeces
                 me tejes
                una cuna para el sueño


Son, esos, tus hilos
que se abren paso adentro
de
mi cuerpo
los que con luz
oblicua
titilan
destellos vacíos

Son estas noches de días sedientos
los que se encarnan
en nuestros besos.

Como un gato 
que se escurre en la ventana
danza tu boca en mi cabeza
y liberas de su prisión 
a
esa ventosa
colmada de deseo.

La humedad
el musgo creciendo
alrededor nuestro
camastro aguamarina
flotando nuestros cuerpos


El vaivendetuspestañasenelcentrodemiabdomen
El cantodetuscaderasenmisoídos



Son, estas, mis lágrimas 
el dulce 
elixir
del delirio
agolpado 
en
mi cuerpo.

2 comentarios:

  1. ¡! Es como para hacerte cosquillas en el corazón y escalofríos en las plantas de los pies. Me encanta "son estos, tus hilos..." :) Definitivamente ésta ha sido tu mejor obsesión hasta ahora (me refiero a la de los hilos).
    Si, me gusta mucho. La estructura es genial. Quizás el último párrafo no termina de convencerme, pero no sé por qué es.
    Lo leeré cien veces más :3

    ResponderEliminar

A tender

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...